Más de 1.700 máquinas tragamonedas incautadas en Bolivia

En lo que va de año se han incautado más de 1.700 máquinas de juego ilegales en todo el territorio de Bolivia. Según Mario Cazón, director de la Autoridad de Fiscalización y Control Social del Juego (AJ) el organismo a su cargo ha tenido una actividad constante durante todo el año actual, “el trabajo de intervención a salas ilegales ha continuado los 12 meses de este año, por lo que en la presente gestión ya hemos decomisado más de 1.722 máquinas de juegos de azar en la intervención de 218 lugares que operaban con esa de manera ilegal”, informó.

La lucha contra el fraude en el juego es una constante en el país, tanto desde este organismo como desde el gobierno de la nación y las autoridades competentes. El estado no puede aceptar la pérdida millonaria en concepto de tributos que supone el desarrollo del juego ilegal en Bolivia. Además con ello se consigue un doble objetivo, por un lado recaudar los impuestos y su aportación a las arcas del país y por otro la protección del jugador que tiene a su disposición máquinas con garantías de juego limpio.

Económicamente significa una sanción de 2.400.000 dólares repercutidos directamente de la confiscación de 1.772 máquinas de juego ilegal. También añadió que desde el año 2011, la AJ en su actividad ha intervenido más de 1.080 salas de juego ilegal, lo que suma un total de 11.500 máquinas de juegos.

Explicaba que “de esas máquinas decomisadas, 1.321 se destruyeron el 28 de noviembre pasado, en el eje troncal del país, y también tenemos programado proceder a la destrucción del resto de estas máquinas la próxima gestión”. El volumen de máquinas incautadas en estos últimos años creció exponencialmente lo que implica que el juego ilegal está desarrollándose de una forma imparable, al mismo tiempo que aumentan las operaciones policiales para evitarlo. Además el objetivo recaudatorio de esta actividad eleva los ingresos estatales en materia de juego.

El director del organismo añadió que de este modo las operaciones de control y de decomisado de juegos de tipo ilegal van a seguir con el objetivo de que el cliente sea estafado. Desde el 1 de enero de 2011 hasta el 1 de diciembre de 2014, las recaudaciones tributarias sumaron Bs 56,14 millones en total, en concepto de promociones empresariales.

Se constata un incremento en los últimos años de esas promociones, y se debe principalmente a que suban las ventas de los productos de las firmas, así consiguen lograr la fidelidad de estos clientes.

Durante 2011 re registró un total de Bs 4,08 millones en concepto de recaudación, y entre el 1 de enero y el 1 de diciembre de 2014 fueron de Bs 17,84 millones. Añade que en este último periodo de tiempo las empresas han dado a los clientes premios por estas promociones por un valor total de Bs 178,43 millones.

Tras la creación de la Ley de Juegos de Lotería y Azar 060, se creó el impuesto al juego, cuyo objetivo es establecer un gravamen en el país por la realización de juegos y sorteos de azar, así como de promociones de las empresas. De estas últimas la base imponible es el valor del premio sobre la que se aplica una alícuota del 10% para las promociones de empresas. Cazón dijo que en Bolivia solo hay una sala de juego legal, en la ciudad de Santa Cruz, cuya aportación tributaria hasta la fecha fue de más de Bs 2 millones. Esto pone de manifiesto la conveniencia de legalizar las actuales salas además de la escasa repercusión hasta la fecha de las medidas contra el juego ilegal.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si prega di attivare i Javascript! / Please turn on Javascript!

Javaskripta ko calu karem! / Bitte schalten Sie Javascript!

S'il vous plaît activer Javascript! / Por favor, active Javascript!

Qing dakai JavaScript! / Qing dakai JavaScript!

Пожалуйста включите JavaScript! / Silakan aktifkan Javascript!
[ Acceder al sitio ]
banner